Normas circulación tráfico seguridad novel

¡Por fin! Ya tienes el carnet de conducir en una mano y la placa con la ‘L’ reglamentaria en la otra. Tras meses de esfuerzo y dedicación puedes ponerte al volante de tu coche. Después de todo ese tiempo, has aprendido las normas de circulación que deberás cumplir durante toda tu vida, y sobre todo, siempre deberás recordar la importancia de la prevención para reducir el riesgo al volante.

Ahora bien, conducir es un proceso en el que irás ganando confianza y seguridad con el paso del tiempo gracias a la experiencia, muy útil en el tráfico rodado. Por eso, es normal que, como conductor novel, te sientas algo inseguro las primeras veces que sales a la calle. Por eso, te recordamos las principales normas de conducción que debes tener en cuenta y te advertimos de algunos imprevistos que te puedes encontrar.

¿Cuáles son las principales normas de circulación?

Básicamente, todas las normas de tráfico están recogidas en la Ley de Seguridad Vial y en el Reglamento General de Circulación, que es lo que aprendes en la autoescuela, , tanto en la parte teórica como en la práctica.

En el RACE queremos ayudarte a recordar algunos consejos que hemos elaborado a lo largo de los años, artículos sobre consejos de conducción que son una buena guía para cuando, sobre todo, eres novel y te vas a enfrentar tú solo al día a día en el tráfico. A continuación, tienes un resumen de las normas básicas de tráfico que debes tener más en cuenta.

1. Cuidado con las rotondas

A lo largo de tu vida como conductor entrarás en muchas rotondas, y es bastante fácil encontrarse con otros coches que las negocian mal y que pueden provocar un siniestro por su mala actuación. Te explicamos cómo circular por las rotondas y en qué momento debes tener más cuidado.

2. No te olvides de usar los intermitentes

El uso de los intermitentes es fundamental para avisar a otros conductores de cuáles son tus intenciones. Hay quienes, con el paso de los años, parece que se les olvida su existencia. Por eso, debes estar atento al movimiento de los coches, anticipándote a sus posibles reacciones, aunque sus conductores no lo señalicen previamente. Recuerda que, según la normativa existente en España, la multa por no utilizarlos puede llegar a ser de 200 euros.

3. Evita las distracciones al volante, sobre todo el móvil

Aunque conducir nos resulte una acción cotidiana, recuerda siempre que es una actividad compleja que requiere una gran concentración para ir analizando información del entorno, para tomar la decisión correcta según nuestro conocimiento y experiencia, y reaccionar lo más pronto posible ante un imprevisto. Si estamos distraídos aumentaremos la distancia de detención del vehículo (cuando detectamos el problema habremos recorrido unos metros vitales), lo que multiplica el riesgo de colisión (las distracciones son la primera causa de siniestralidad en España). Por eso, no debemos desviar la atención con ningún aparato electrónico, ya sea el móvil, un GPS o cualquier otro dispositivo. Recuerda que conducir con el móvil supone la pérdida de puntos del carnet de conducir y 200 euros de multa. Evitar el móvil al volante es una de las normas más importantes de seguridad vial que siempre debemos recordar.

4. Conduce por la derecha de forma habitual

Es posible que te suene el síndrome del carril izquierdo. Hace referencia a aquellos conductores que no suelen conducir por el carril derecho. Según la normativa de circulación para automóviles, es obligatorio circular por ellos siempre que se pueda. Sin embargo, te encontrarás con que ciertos conductores circulan por el carril central incluso más despacio que los que lo hacen por la derecha. Es un comportamiento erróneo y conlleva una sanción económica. Pero recuerda, aunque ellos vayan más despacio que tú, siempre debes adelantar por la izquierda, nunca por la derecha.

5. Repasa las señales de tráfico

Es normal que con el paso del tiempo se te vayan olvidando algunas señales de tráfico, sobre todo las que no ves desde hace tiempo y son especiales. En este artículo puedes recordar cómo se organizan las señales de tráfico y cuál es su prioridad según las normas básicas de circulación.

6. ¿Usas bien las luces de carretera?

Una buena iluminación te permite detectar los elementos de la vía, anticiparte a las situaciones que te pueden surgir en la vía, y ver y ser visto, pero sin poner en riesgo a otros conductores, por ejemplo, en un caso de deslumbramiento. Saber cuándo debes recurrir a las luces de cruce, a las de carretera, o incluso qué tipo de iluminación debes usar en caso de niebla puede ser muy útil, sin olvidar el necesario mantenimiento de estos sistemas. Por eso, te proponemos esta información útil en la que podrás conocer cuándo deben usarse las luces de carretera o largas de tu coche.

7. Normas básicas para nuevos conductores o conductores noveles

Más allá de las normas de circulación, los conductores noveles, que se definen como aquellos que tienen menos de un año de experiencia al volante, tienen ciertas reglas de circulación adaptadas a su condición:

  • El nivel de alcohol cuando conducen: los conductores con más de dos años de carnet (los profesionales se rigen por otras cifras) no deben superar los 0,25 miligramos por litro de aire espirado (0,50 gramos de alcohol si se mide en niveles de sangre). Sin embargo, a los conductores noveles la tasa de alcohol se les reduce a un límite de 0,15 miligramos por litro de aire espirado (0,30 gramos de alcohol en sangre).
  • Los puntos del carnet iniciales: los conductores noveles parten solamente con 8 puntos del carnet de conducir. Si se cumplen dos años sin cometer una infracción esta cifra subirá hasta los 12 puntos. Al cabo de otros tres años cumpliendo con la normativa de tráfico, los puntos ascenderán hasta 14, y si no hay multas en otros tres años se llegará hasta los 15 puntos.
  • La señal L: los conductores con menos de un año de experiencia deberán llevar la señal V-13, la famosa ‘L’, en la parte trasera del coche y de forma visible. No sirve que vaya medio caída en la bandeja del maletero. De hecho, está considerado como una infracción leve en la normativa de conductores noveles y supone una sanción económica. No te avergüences de ser novel porque todos lo hemos sido en algún momento.
  • Los límites de velocidad: desde 2011 los conductores noveles ya pueden ir a van a la misma velocidad que los demás vehículos de la vía, pero deben colocar la señal “L”.

Recuerda que cualquier conductor con poca experiencia debe contar con un seguro para conductor novel seguro acorde con su nivel de experiencia. Las circunstancias de la vida pueden hacer que por unas u otras razones nos quedemos sin el carnet de conducir. Por eso, si te haces socio del RACE podrás tener una protección del carnet de conducir que incluye el pago del curso de recuperación de puntos y todas las facilidades para que puedas mantener tu movilidad.

En el RACE te ofrecemos un servicio de protección del carnet de conducir.
¡Consulta las coberturas!

Más sobre Conducción