Conducta PAS

El 75% de las muertes de tráfico se producen en los primeros sesenta minutos. Es por este motivo que es fundamental acortar los tiempos de rescate. Con el fin de reducir estos tiempos sin superar la llamada ‘hora de oro’ con garantías es aplicar la conducta PAS: Proteger, Avisar y Socorrer.

Tan importantes son estos primeros momentos tras producirse el accidente, que el Código Penal establece multas de 3 a 12 meses o inclusión prisión de 6 meses a cuatro años para quien cometa delito de omisión del deber de socorro. Si eres el primero en llegar al lugar de un accidente, debes actuar rápidamente y, sobre todo, de manera eficaz. Estas son algunas normas básicas que debes recordar:

Paso 1. Proteger ante un accidente

  • No corras riesgos innecesarios.Siempre tienes que ocuparte antes de tu propia seguridad que de la víctima. Ayuda si no hay más personas atendiendo o si tienes conocimientos sanitarios.
  • Luces de emergencia. Enciéndelas en cuanto observes un accidente y detente lo más a la derecha posible, en un sitio seguro. No conduzcas marcha atrás en una autopista para volver al lugar de un accidente.
  • Chaleco de seguridad reflectante. Siempre puesto antes de descender del vehículo. Sal del vehículo por la derecha y colócate detrás de las protecciones, siempre que existan.
  • Triángulos de emergencia. Colócalos para alertar al resto de conductores antes de ir al lugar de los hechos. En autopistas y autovías, a una distancia mínima de 50 metros antes del lugar del accidente, y en carreteras secundarias a la misma distancia tanto delante como detrás del vehículo.
  • Kit de primeros auxilios y teléfono móvil. Muy recomendados para agilizar la atención a las posibles víctimas.
  • Si el lugar del accidente se sitúa en el otro sentido de la autopista o la autovía. Nunca camines ni corras a través de una autopista, y vigila siempre la situación del tráfico. Lo primero es tu seguridad.
  • Una vez en el  vehículo accidentado, lo primero es echar el freno de mano o tratar, al menos, de inmovilizarlo y apagar el contacto. Además, asegúrate que nadie fume para evitar explosiones o incendios.
  • Paso 2. Avisar de un accidente

    Para avisar al servicio de emergencias debes marcar el número europeo 112 bien desde tu propio teléfono móvil o desde uno de los puestos SOS instalados en la carretera. Si no tienes a mano ninguno, pide ayuda a otros conductores. En estos momentos es importante mantener la calma para valorar bien lo ocurrido e informar correctamente. Te preguntarán sobre:

  • Lugar del accidente: identificación de la carretera, punto kilométrico, sentido del accidente.
  • Número de víctimas informa tanto de las personas en el interior como las que haya podido salir despedidas del vehículo.
  • Estado de las víctimas los técnicos de emergencia te ayudarán a inspeccionar si el herido está consciente, respira, tiene pulso o está orientado.
  • Además, sigue estas recomendaciones:

  • No entres en el lugar de un accidente salvo que haya sido adecuadamente señalizado y mantente totalmente alejado del tráfico.
  • Pide ayuda a otros conductores y da instrucciones claras.
  • Asegúrate de que cualquier persona implicada en el accidente que aún puede caminar se traslada a un lugar seguro.
  • Paso 3. Socorrer a las víctimas

    Las hemorragias y los problemas respiratorios por la obstrucción de las vías son las dos causas principales de fallecimiento tras los primeros minutos después de producirse el accidente. Si todos los conductores fueran capaces de poner en marcha técnicas de primeros auxilios básicas podríamos evitar un importante número de muertos antes de la llegada de los servicios sanitarios de emergencia. Para socorrer a las víctimas sigue estas indicaciones:

  • Comprueba las funciones vitales de las víctimas. Si la persona herida está inconsciente, pero respira con normalidad, coloca a la víctima en posición de recuperación. Si la respiración es irregular o se detiene, realiza la reanimación cardiopulmonar (RCP). Y ante cualquier hemorragia, trata de detenerla aplicando un vendaje compresivo.
  • Ayuda a todas las víctimas y tranquilízalas. Únicamente hazlo en el caso de que su vida corra peligro (parada cardio-respiratoria, vehículo ardiendo…). Espera la llegada del personal especializado.
  • Nunca hay que sacar a una víctima del interior de un vehículo. Únicamente hazlo en el caso de que su vida corra peligro (parada cardio-respiratoria, vehículo ardiendo…). Espera la llegada de personal especializado.
  • Nunca le quites el casco a un motorista accidentado Sólo debes hacerlo si no respira o lo hace con dificultad, y si vomita o ha vomitado. Retirar el casco implica un riesgo para la víctima.
  • Si te interesa aprender las técnicas de primeros auxilios en accidentes, el RACE pone a disposición de las empresas dichos cursos a través de la formacion online.

    En carretera, no te confíes y elige la protección líder: RACE Unlimited.
    Quiero la mejor protección

    Más sobre Seguridad vial