En 2019 se produjeron en España 1.007 accidentes mortales en vías interurbanas, en las que fallecieron 1.098 personas. La Dirección General de Tráfico (DGT) lleva varios años planificando la puesta en marcha de un plan de seguridad vial que mejore estas cifras. Entre esas medidas, no ha estado sobre la mesa la introducción de un curso de seguridad vial que forme parte de las materias obligatorias de los colegios e institutos, aunque sí se planteó una proposición no de ley sobre la mesa del Gobierno que en 2015 fue aprobada en el Congreso de los Diputados.

Con la Protección vial del RACE no tendrás que preocuparte más por las multas y los puntos del carné.
¡Descúbrela aquí!

La propuesta de la asignatura de seguridad vial como obligatoria está congelada

Tanto Laura Gómez García, profesora de la Universidad Francisco de Vitoria, que trata temas de criminología y seguridad vial, como Roberto Ramos, responsable de formación de la Confederación Nacional de Autoescuelas (CNAE), nos recuerdan que en esa proposición se solicitó incluir la educación vial como asignatura obligatoria y evaluable en la educación primaria y secundaria. Sin embargo, la idea no se ha materializado, sobre todo tras la llegada del coronavirus, que ha obligado a retrasar muchos planes, entre ellos, esta propuesta.

La motivación de este curso de seguridad vial es que los niños y adolescentes serán los futuros conductores y, si desde edades tempranas, se les enseñan los valores de la responsabilidad al volante, las normas y los riesgos en caso de no cumplirlas, será posible un cambio de actitud en la conducción.

Un plan de educación de seguridad vial insuficiente en la actualidad

Fuentes de educación nos confirman que, en la actualidad, ciertos colegios e institutos dedican algunas horas a enseñar al alumnado las normas más básicas de tráfico y seguridad vial: las principales señales de tráfico, cómo cruzar las calles con seguridad, ir al colegio seguros, montar en bicicleta con casco, usar el cinturón de seguridad o una silla infantil homologada… Suelen ser sesiones puntuales -no en todos los cursos- y las imparten generalmente la policía local.

Según Antonio Lucas, director de seguridad vial del RACE, hay tres cuestiones prioritarias:

  1. Que haya un buen material pedagógico: La educación vial no sólo es enseñar las señales de tráfico a los niños, sino mucho más. Hay que inculcar a los más pequeños valores para prevenir los riesgos que se pueden encontrar en la calle. Los materiales de enseñanza deben estar avalados por pedagogos y profesores.
  2. La preparación de los formadores: Actualmente hay una carencia de enseñanza desde los propios profesores de este tema. Por eso muchas veces es la propia policía la que la enseña. Los formadores deben estar preparados para impartir esta asignatura de forma transversal.
  3. El compromiso de la comunidad escolar: Cuando hablamos de educación vial no sólo debe enseñar el profesor, debe ampliarse al transporte escolar, a la formación y responsabilidad de los padres. No tiene sentido, por ejemplo, que se le enseñe a un niño a detenerse en un paso de peatones si luego no lo lleva a la práctica en su día a día. La comunidad escolar se tiene que involucrar más.

Antonio Lucas cree que la educación vial debe acompañar la vida del niño. De ahí que, de forma paralela, muchas asociaciones y entidades relacionadas con la seguridad vial, entre ellas el RACE y el centro CIFAL Madrid de Naciones Unidas, ponen en marcha programas de educación vial para niños en los que les tratan de concienciar sobre la importancia de cumplir las normas de una manera lúdica y divertida. Es el caso de los Premios de Cortometrajes de Educación Vial que organiza el RACE. Pero no todos los centros docentes promueven a los alumnos para participar en estas iniciativas, especialmente, por falta de tiempo dentro de la jornada laboral.

Por lo general, las campañas de concienciación de la DGT se centran en el conductor, ¿y qué pasa con los niños y adolescentes?

España, por detrás de Europa en educación vial infantil y juvenil

En países como Alemania, Austria, Bélgica, Dinamarca, Finlandia, Holanda, Italia, Portugal o Suecia sí enseñan educación vial a los niños como asignatura obligatoria durante todo su aprendizaje. Incluso en Suecia, país pionero en seguridad vial, cada colegio tiene un consejo de educación vial en el que participan niños, profesores, familias y administraciones locales.

Por el contrario, al igual que España, donde se enseña como asignatura transversal que se enseña a través de otras materias, en países como Irlanda, Luxemburgo o Reino Unido solo la enseñan de forma voluntaria en los colegios.

Desde la Comisión Europea instan a todos los países a crear una estrategia de educación y formación en seguridad vial como elemento clave para reducir en un 50% los accidentes de tráfico en 2020, pero no todos los países europeos lo aplican de igual manera.

El RACE ofrece a sus socios un centro de respuestas del automóvil con el que resolvemos todas las dudas sobre seguridad vial, el uso del vehículo o cualquier pregunta sobre la reparación del coche.

En el RACE sabemos que la seguridad de tu familia es lo más importante. Descubre RACE Unlimited .
¡Descubre las ventajas de ser socio!

Más sobre Actualidad y eventos