Operativos de asistencia en las zonas nieve
  • Ante la alerta de la AEMET de riesgo de nevadas en diferentes puntos de la península, el RACE activó ayer su protocolo de emergencias, reforzando en más de un 30% su personal de recepción de llamadas, y un 37% los vehículos de ayuda y rescate.
  • Si tiene que viajar, es importante informarse antes de salir del estado de las carreteras, del tráfico y de la previsión del tiempo.
  • Revise el estado del vehículo (neumáticos, luces y líquidos), no olvide llevar cadenas para la nieve, el depósito lleno y el móvil completamente cargado.
  • El RACE lanza una serie de consejos para reducir el riesgo y mejorar la seguridad: información, prevención y mucha precaución con climatología adversa.

Miles de vehículos se han quedado atrapados en diferentes carreteras, siendo la zona de Levante la que mayores problemas ha sufrido. Ante los avisos de la agencia de meteorología de riesgo de nieve en muchos puntos de España, el RACE activó ayer su protocolo de emergencias ante climatología adversa, reforzando los operadores telefónicos y aumentando el número de vehículos de asistencia y rescate. Los primeros datos muestran un incremento del 21% en el número de llamadas solicitando asistencias, sobre todo por las zonas más afectadas. Para reducir los riesgos de sufrir un incidente por las condiciones climatológicas, el RACE quiere lanzar unas recomendaciones preventivas a los conductores, como la planificación del viaje, revisar la puesta a punto del vehículo, informarse del estado del tráfico antes de salir, hacer uso de los sistemas de retención, y conducir con mucha precaución. Hay que mantener esta seguridad en todos los trayectos, evitando la circulación si no es absolutamente necesario.

Las primeras nevadas de 2017 están afectando sobre todo a la zona de Levante, donde miles de conductores se han quedado atrapados. Gracias a la intervención de los agentes de tráfico, ejército, policías locales, y la colaboración de los Ayuntamientos próximos a las zonas bloqueadas, muchos conductores han podido pasar la noche en buenas condiciones. Por nuestra parte, las asistencias del RACE están haciendo todo lo posible para ayudar a los conductores, aunque también sufrimos los problemas de acceso para poder realizar el rescate.

Para mejorar la atención, el Club de Automovilistas activó ayer el protocolo de emergencia, con un aumento del 37% de los vehículos de ayuda y rescate en el Levante y Zona Centro, sobre todo trasladando vehículos todo terreno para un mejor acceso a las localidades más afectadas. El número de llamadas de solicitud de asistencia han aumentado en las últimas horas un 21%, y la previsión es que en las próximas horas el problema continúe. El operativo de emergencias del RACE se mantendrá activo al menos el lunes 23.

Desde el RACE queremos contribuir, una vez más, a prevenir el riesgo de accidentalidad por climatología adversa en carretera, como hielo o nieve. Respete las normas, circule con precaución, y adapte su conducción a las circunstancias de la vía. Evite los desplazamientos bajo estas condiciones, y en caso de necesidad, prevea el recorrido con antelación, consultado el estado del tráfico, las carreteras y la previsión del tiempo.

Vehículo

– Compruebe los niveles de líquidos, con especial atención al anticongelante. Es importante un perfecto estado de frenos y dirección, batería, así como el dibujo de los neumáticos. Revise las escobillas, ya que en caso de nieve, hielo o lluvia sufrirá el efecto “spray” de los vehículos que circulan delante de usted.
– No olvide las cadenas o los neumáticos de invierno si va a circular por zonas montañosas o con riesgo de nieve, así como el resto de elementos necesarios en caso de avería: triángulo de emergencia, chaleco reflectante, gato, correas, herramientas y juegos de luces, así como fusibles de repuesto. Es recomendable también llevar una manta ante la posibilidad de quedar retenido por nieve.

Antes de salir

– Programe el viaje antes de salir. Infórmese del estado del tráfico y lleve los números de asistencia y emergencia. Compruebe también la meteorología.
– Estudie el trayecto, ya que en caso de retención prolongada por nieve podrá buscar una ruta o paradas alternativas, sobre todo si viaja con niños.
– No se ponga horas de llegada, ni intente recuperar el tiempo tras una retención: cuando pensamos que el tráfico se restablece, pueden aparecer un nuevo atasco, y una distracción puede provocar colisiones por alcance, sobre todo si la vía está helada o con nieve.
– Llene el depósito, y cargue la batería del móvil al máximo.
– Vea posibles zonas de parada y descanso.

En ruta

– Si la vía brilla, ¡puede haber hielo! Evite zonas sombrías (zonas arboladas en los laterales de la carretera) y tenga en cuenta que a primera hora puede existir hielo. Hay que adecuar en todo momento la velocidad a la zona de visibilidad y a la adherencia del suelo.
– Aumente las paradas en viajes largos, haga estiramientos e hidrátese. La conducción invernal aumenta la fatiga y reduce su capacidad de conducción, aumentando el riesgo.
– Elimine el vaho de los cristales con la calefacción o baje un poco las ventanillas.
– Nada de alcohol al volante, respete las normas y utilice los sistemas de retención.
– Mantenga siempre la distancia de seguridad, sobre todo en caso de lluvia, niebla, hielo o nieve, y prevea situaciones de peligro con tiempo suficiente, indicando de la situación al resto de los conductores. Evite los adelantamientos con climatología adversa.
– Si va a conducir de noche, revise y limpie sus faros, ya que pueden quedar inutilizados al acumularse nieve. Adapte su altura a la carga del vehículo, y aumente la distancia de seguridad. Ante el primer síntoma de cansancio, pare y descanse.
– Si el asfalto por el que se circula es muy deslizante, actúe con suavidad sobre el volante, el acelerador y el freno. Utilice marchas largas si la adherencia disminuye de forma drástica.
– Si se aparca en una zona con riesgo de heladas, prevea la congelación de las pastillas de freno. Además, tenga en cuenta levantar los limpiaparabrisas, ya que el peso de la nieve puede romper los ejes.
– En caso de inmovilización por una fuerte nevada, aparque dejando vía libre a las máquinas quitanieves, apague el motor y no abandone el vehículo si no existe un refugio cerca.
– Disponga siempre de combustible suficiente; además de tener más tiempo de calefacción en caso de emergencia, le aportará peso adicional para circular en zonas resbaladizas.

Toda la información en el canal de Seguridad Vial de RACE en Youtube

Muchos conductores desconocen el correcto montaje de las cadenas de eslabones, realizar un mantenimiento del vehículo o cómo circular ante una climatología adversa. Para facilitar esta formación, el RACE ofrece consejos y tutoriales a través de sus canales de Youtube, en www.youtube.com/SeguridadvialRACE y https://www.youtube.com/user/RACEautoclub

Y si necesitas saber cómo montar en los neumáticos una cadena para la nieve, tienes los pasos en este vídeo.

Más información:
Departamento de Comunicación RACE