SEPTIEMBRE OCTUBRE 2020

La siniestralidad vial sigue aquí 3

La siniestralidad vial sigue aquí

El COVID-19 y sus consecuencias han monopolizado prácticamente al completo la información a nivel mundial. Sin embargo, y lejos de revertirse debido a los confi...
Vuelta a casa 12

Modelos para llevarte a casa

Ayudas del Gobierno, coches con muchos kilómetros, calles con bajas emisiones, el otoño puede ser buen momento para cambiar de automóvil. TEXTO: J. LUIS ALVA...
Creta, laberinto de leyendas y naturaleza

Creta, laberinto de leyendas y naturaleza

La isla griega más grande, es un compendio de laberínticas carreteras que nos llevan desde la coqueta ciudad de Heraclión hasta algunas de las playas y calas má...
Pequeños grandes pueblos donde perderse 6

Pequeños grandes pueblos donde perderse

España está llena de micropueblos con pocos habitantes que tras sus calles y monumentos encierran rincones recónditos aunque bellísimos en los que retroceder en...
Tu mascota, siempre bien sujeta en el coche

Tu mascota, siempre bien sujeta en el coche

Más de un 12% de los conductores que viajan con animales no usan ningún sistema de retención específico, según confirma el informe 'Animales de compañía y Segur...
Preparados para el otoño 5

Coches preparados para el otoño

La marcas retoman los lanzamientos de vehículos con el futuro incierto por la crisis económica causada por la pandemia del coronavirus. TEXTO: J. LUIS ALVARE...
Un hotel de lujo entre montañas

Un hotel de lujo entre montañas

Arantza Hotela es un hotel de cinco estrellas enclavado en un entorno natural espectacular y en el que podrás perderte entre el relax y el descanso. TEXTO: J...
La ONU, un símbolo de paz

La ONU, más que un símbolo de paz

Hace 75 años, el mayor organismo internacional vio la luz para fomentar el diálogo y la cooperación entre países y desde 2017 eligió a RACE a través del Institu...
TikTok, ¿la nueva amenaza china? 3

TikTok, ¿la nueva amenaza china?

El confinamiento vivido con la Covid-19 ha hecho que los más mayores hayan descubierto esta aplicación que se ha convertido la reina de los jóvenes. TEXTO: A...
Las mejores apps para la vuelta al cole 7

Las mejores apps para la vuelta al cole

La vuelta al cole más singular que se recuerda en mucho tiempo requiere de las mejores aplicaciones para que los más pequeños saquen el máximo partido. TEXTO...
La pasarela nos viste para la primavera

La pasarela nos viste para la primavera

La cita más importante con la moda española, Mercedes-Benz Fashion Week Madrid, se celebró en formato híbrido -presencial y digital- para acercar las novedades ...
Meses decisivos en el deporte del motor

Meses decisivos en el deporte del motor

La pandemia del coronavirus ha puesto patas arriba el deporte mundial. Los Mundiales y las competiciones de motor han visto modificados sus calendarios y han de...
La revista de los socios del RACE
viajes excepcionales

La isla griega más grande, es un compendio de laberínticas carreteras que nos llevan desde la coqueta ciudad de Heraclión hasta algunas de las playas y calas más hermosas de Grecia. La cuna de la cultura minoica está de moda, pero lo cierto es que esta isla ha sido desde antaño un destino inspirador para viajeros de todas las eras.

TEXTO Y FOTOS: JOSÉ MARÍA DE PABLO

Es imposible hablar de Creta y no pensar en los mitos de la antigüedad. La más grande de las islas griegas fue escenario de las aventuras más conocidas de la mitología.

Heraclión, la actual capital de la isla, recoge el testigo de la milenaria civilización minoica, una cultura prehelénica que vivió su momento álgido hace la friolera de 35 siglos. Tal vez sería por entonces cuando Dédalo construyó por orden del rey Minos el Laberinto donde encerrar al Minotauro, el monstruoso hijo de su esposa, fruto de una relación con el toro de Creta. Con cuerpo de hombre y cabeza de toro, este ser de violentísimo carácter era alimentado con una ración de efebos y vírgenes, a los que devoraba tras perseguirlos por el laberinto.

Las posibilidades de encontrarse con el “animal” en las calles del centro de Heraclión se han disipado y pasear por ellas está totalmente recomendado. Con una amplia zona peatonalizada, su caótico urbanismo está moteado de monumentos de la etapa de dominio veneciano y plazas llenas de vegetación y vida, terrazas donde parar a refrescarse antes o después de visitar el magnífico Museo Arqueológico. Allí se exhiben piezas encontradas en la isla, siendo las más llamativas las pertenecientes a la civilización minoica.

La mayor parte de los objetos proceden del Palacio de Cnosos, situado a las afueras de Heraclión. El sitio del viejo palacio minoico es poco más de una cáscara vaciada, pero su visita sirve para hacerse una idea de lo avanzada que era esta civilización, fue capaz de construir una residencia de más de 1.500 habitaciones, muchas de ellas decoradas con frescos de estilo único y delicado.

La Canea, puerto veneciano.
« 1 de 8 »

Rumbo al oeste
Una semana de viaje permite explorar una de las dos partes de esta isla. Para elaborar este reportaje se eligió poner rumbo al oeste de Creta, en dirección a Rétino y La Canea, los dos núcleos urbanos con puerto más importantes de la costa noroeste.
Antes de visitar la fortaleza veneciana de la coqueta ciudad renacentista de Rétino, nos desviamos hacia el interior de la isla parando en Margarites, una aldea con tradición alfarera en la que es posible visitar los talleres de los artistas, en donde adquirir alguna de las características piezas de artesanía cretense, además de descubrir algunos de sus pintorescos rincones.

A pocos km de aquí está uno de los lugares más visitados por los turistas griegos: el Monasterio de Arkadi. En medio de las montañas y rodeado de murallas, este lugar de culto ortodoxo es además de bellísimo, uno de los símbolos de resistencia del nacionalismo griego. Aquí perecieron 1.500 personas refugiadas ante el avance del invasor otomano durante unas revueltas en el siglo XIX. Los patriotas helenos prefirieron hacer explotar el polvorín y morir antes de que las armas cayeran en manos de sus invasores.

La Canea, centro neurálgico del oeste de la isla, es uno de los destinos de moda por méritos propios. Su pequeño puerto, que data de la era de dominio de la Serenísima República de Venecia, es el lugar idóneo para perder el tiempo viendo a la gente pasar y a los veleros partir. Este puerto tiene todo lo que un viajero puede necesitar: hoteles con vistas; restaurantes de gastronomía típica; coches de caballos para dar paseos; un mercadillo habilitado en una antigua mezquita otomana y un entramado de sombreadas callejuelas llenas de tiendas por las que perderse.

Parte de la buena fama de La Canea viene de su relativa proximidad a una de las playas más bonitas y fotogénicas de Grecia.

Creta, laberinto de leyendas y naturaleza 2

Balos Beach.

Balos Beach es una laguna de aguas azul turquesa que se encuentra en la cara más occidental de la península de Gramvousa, una lengua de tierra sin poblar a la que se accede siguiendo una pista que termina en un aparcamiento en el que empieza el sendero que desciende hasta la laguna y la playa enmarcada entre islotes.
Adentrarse en el sur de Creta requiere de mucha habilidad al volante. Las carreteras se van estrechando y la geografía se complica, lo que hace que durante la temporada alta haya que extremar precauciones ante la presencia de autobuses turísticos circulando a más velocidad de la que las circunstancias aconsejan.

Muchos de ellos descienden desde La Canea a Elafonisi, una playa situada en la punta más suroccidental de Creta que antes de la llegada del turismo masivo era considerada como paradisíaca por sus finísimas arenas rosas. Elafonisi está muy bien si se busca estar en compañía, pero si no es el caso, es mejor continuar unos km más al sureste hasta la virgen Kedrodasos Beach, totalmente natural y llena de pequeñas calas donde extender la toalla y disfrutar de aguas transparentes.

La montaña de las gargantas
La “atracción” principal de la costa sur es el Parque Nacional de la Garganta de Samaria, las más extensa y popular de las 50 gargantas que los ríos han tallado a lo largo de los siglos en las Lefká Óri, las Montañas Blancas de Creta, con cimas que superan los 2.500 metros de altitud. Recorrer esta garganta a pie es uno de los planes obligados. La mayoría de la gente elige descender los 13 km desde el centro de la isla hacia Agia Roumeli, el pueblo con playa que se encuentra al final de la misma.
Recorrerla entera toma al menos 5 horas, pero merece la pena el esfuerzo. El camino sigue el curso del río, cruzando bosques mediterráneos y atravesando pasos tan estrechos, que casi es posible tocar ambos lados extendiendo los brazos.
Agia Roumeli no tiene acceso por tierra, pero de su puerto salen barcos que dejan a los caminantes en Sougia y Chora Sfakion, a donde acuden los autobuses para devolverlos a los hoteles de La Canea.

Atardecer desde la aldea de Kerames.
« 1 de 10 »

Hacer la excursión en sentido contrario no sólo es posible, sino muy recomendable. La experiencia incluye pasar la noche en alguno de los hostales de Agia Roumeli, empezando a caminar bien temprano para llegar hasta, al menos, el antiguo poblado de Samaria para emprender el camino de vuelta y terminar el día comiendo en algunos de los encantadores restaurantes del pueblo.

Salvando la masa rocosa de las Montañas Blancas, se alcanza la meseta de Askifou, una llanura rodeada de cumbres donde se visita el Museo de la Guerra, una colección de objetos encontrados por su propietario a lo largo y ancho de Creta, ya que la isla fue el escenario de la primera invasión de la historia llevada a cabo con paracaidistas. La batalla de Creta tuvo lugar durante diez días en 1941. Gracias a ella, la Alamenia nazi lograba arrebatársela a los británicos.

Camino de Chora Sfakion, en la costa, el paisaje se llena de campos de olivos centenarios y pueblos encalados levantados en lo más alto de las colinas, muchos de ellos con vistas a un mar de color turquesa. La tranquilidad es la tónica habitual en las magníficas playas del sur. Frangokastello, Plakias, Damnoni, Paralia Preveli (con oasis incluido) y Triopetra son algunas de las que aparecen en lo más alto de los rankings de playas cretenses.

GUÍA PRÁCTICA

CÓMO LLEGAR
Cómo llegar. La aerolínea griega Aegean opera vuelos a Heraklion con escala en Atenas desde 250 €.

DÓNDE DORMIR
GDM Megaron. Histórico hotel de cinco estrellas totalmente reformado. Ubicado frente a las murallas venecianas de Heraklion, ofrece 58 habitaciones y una piscina en la azotea ideal para acabar el día bien fresco.

Monastery Estate Venetian Harbor. Mansión de un noble veneciano del siglo XVI convertida en hotel de diseño minimalista con spa y tratamientos de bienestar.

Tarra. Hostal a pie de playa en la encantadora aldea de Agia Roumeli. Sencillo y barato, pero con un excelente trato al cliente. Ideal para explorar la garganta de Samaria en sentido inverso al habitual y disfrutar del atardecer en el Mar de Libia sin gente.

Creta, laberinto de leyendas y naturaleza 1

Meze, tapa griega con queso fresco y vegetales,

DÓNDE COMER
Kapheneío es una cafetería informal abierta a una plaza con árboles donde se concentra la juventud más moderna. Es un lugar donde refugiarse del calor y disfrutar de los famosos mezes griego, deliciosas tapas caseras. Idomeneos 21, Heraclión.

Paralia, Heraclión. Clásico restaurante de puerto con camareros de toda la vida y una carta repleta de pescados y mariscos frescos a precios populares.

Taverna Posidonio. Restaurante familiar a las afueras a Chora Skafion con vistas a la accidentada costa sur de Creta. Platos tradicionales como el gyros o el Tsigariasto, cordero cocinado con aceite y vino.

 

MÁS INFORMACIÓN

Web oficial de Turismo de Grecia.

Si quieres viajar a Creta o hacer otros viajes excepcionales, pulsa AQUÍ

VIAJESRACE